Personas con VIH mayores a 40 años deberían tomar fármacos anticolesterol

Tina Gutiérrez
Tina Gutiérrez

La Asociación Británica del VIH (BHIVA) sugirió que todas las personas que viven con VIH y son mayores de 40 años deberían comenzar a tomar estatinas, que son los medicamentos utilizados para controlar los niveles de colesterol.

En sus últimas directrices actualizadas, el organismo incluyó esta sugerencia, junto con una serie de pautas para adoptar un estilo de vida saludable para el corazón, según lo reportó el portal del Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH (gTt-VIH).

Susceptibles a enfermedades cardiovasculares

La recomendación de tomar estatinas se basa en los resultados de un estudio reciente, llamado REPRIEVE, que demostró que la administración diaria de pitavastatina, un fármaco perteneciente a la familia de las estatinas, reduce el riesgo de eventos cardiovasculares graves en personas que viven con VIH y que tienen un riesgo cardiovascular de bajo a moderado.

A pesar de que el tratamiento antirretroviral ha mejorado significativamente la esperanza de vida de las personas con VIH, las enfermedades cardiovasculares se han convertido en una de las principales causas de problemas de salud en esta población.

Varios estudios han revelado que las personas con VIH tienen el doble de riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares en comparación con la población general. Además, se ha observado que acumulan más placa aterosclerótica en sus arterias y experimentan complicaciones cardiovasculares a edades más tempranas que las personas que no viven con el virus.

Factores como la inflamación crónica asociada al VIH, los efectos secundarios de algunos antirretrovirales y una mayor prevalencia de factores de riesgo tradicionales (como el tabaquismo y el consumo de alcohol) en personas con VIH podrían explicar esta tendencia.

Efecto preventivo

Ya que las escalas de evaluación del riesgo cardiovascular fueron diseñadas para la población general, pueden no ser adecuadas para personas con VIH. Aunque se sabe que las estatinas reducen el riesgo de eventos cardiovasculares en personas con VIH que obtienen puntuaciones de alto riesgo en las escalas de evaluación, antes del estudio REPRIEVE no existían pautas que recomendaran estos medicamentos a personas con VIH que presentaban bajo riesgo cardiovascular según esas escalas.

Sin embargo, los resultados del estudio REPRIEVE cambiaron esta perspectiva al demostrar que la pitavastatina redujo en 35% el riesgo de eventos cardiovasculares graves en personas con VIH con un riesgo cardiovascular a 10 años de bajo a moderado y sin antecedentes de acumulación de placa en las arterias (arterioesclerosis).

Con base en estos hallazgos, la BHIVA decidió recomendar las estatinas a todas las personas que viven con VIH y son mayores de 40 años.

La recomendación se fundamenta no solo en los datos de REPRIEVE, sino también en una revisión sistemática de estudios que investigaron la presencia de enfermedades cardiovasculares en personas con VIH.

Monitoreo específico

En conjunto, el organismo aconseja realizar mediciones de lípidos en sangre a todas las personas que viven con VIH, independientemente de su edad.

En general, las estatinas son fármacos seguros y bien tolerados utilizados ampliamente en la población. Aunque entre sus efectos secundarios más graves se encuentra la diabetes, es un problema poco frecuente, y la BHIVA considera que el equilibrio riesgo-beneficio es favorable. 

Además, las interacciones entre la pitavastatina y los antirretrovirales son mínimas y, cuando se producen, pueden manejarse fácilmente ajustando las dosis.

Recuerda que si vives con VIH, el tratamiento antirretroviral y la vigilancia médica te ayudan a tener una vida larga y más saludable. Si ya tienes un diagnóstico y no has iniciado el tratamiento, en AHF América Latina y el Caribe podemos ayudarte. Localiza nuestras oficinas más cercanas a ti o escríbenos por Whatsapp, estamos en 11 países de la región.