Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Placer sexual: Tú siempre tienes derecho al erotismo

Picture of Sheila
Sheila

No importa si eres muy joven o casi de la edad de oro. El placer sexual es tu derecho. Cualquiera que sea tu sexo, identidad, preferencia, nacionalidad o nivel de ingreso económico, el erotismo te pertenece.

El placer sexual es la satisfacción y disfrute físico y/o psicológico derivado de experiencias eróticas compartidas o solitarias, incluyendo pensamientos, fantasías, sueños, emociones y sentimientos.

No está relacionado con la competencia, con el body count, ni con la frecuencia. El placer sexual se vincula a las prácticas que nos den gozo. Para vivirlo, solamente hay que pedir consentimiento a quienes participan en nuestra sesión. A nadie más hay que pedir permiso.

Placer sexual y políticas públicas

La Asociación Mundial para la Salud Sexual ha planteado a los gobiernos que forman parte de la ONU que reconozcan al placer como un derecho humano. No es una locura.

Simplemente, se dirigen a los gobiernos para garantizar el alcance de todos los derechos sexuales y reproductivos desde un marco que reconozca al placer.

Tampoco es una locura que pidan lo anterior cuando está documentado que un hombre adinerado tendrá más acceso al placer que una mujer en un trabajo precario en cualquier ciudad.

Ante todo, la educación sexual integral que permite tomar decisiones bien informadas sobre dos pilares básicos en la vida: tener salud y gozar.

Hay muchos mitos sobre el placer sexual

Sin duda, los mitos sobre la sexualidad vienen desde antes de la Biblia y ha sido extremadamente difícil borrarlos.

Han sido normas que indican que el placer es «malo» o que solamente tienen derecho al mismo quienes buscan hacer sexo para tener hijos o hijas.

Algunos de estos mitos ponen en jaque nuestra salud, como pensar que no te vas a embarazar en tu primera relación con penetración o que todos los hombres gay adquirirán VIH.

Si viste la serie de Netflix «Sex Education» ya habrás notado que no hay nada más placentero que «saber a lo que vas», o sea, con buena información científica y conciencia de tus deseos y límites.

“Porque lo erótico no es solo una cuestión de lo que hacemos; es una cuestión de cuán aguda y plenamente podemos sentirnos al hacerlo. Una vez que sepamos hasta qué punto que somos capaces de sentir esa sensación de satisfacción y plenitud, entonces podeos observar cuál de nuestros diversos esfuerzos en la vida nos acerca más a esa plenitud»

– Audre Lorde

Placer sexual: seguro.

Vamos a insistir en que necesitas conocer tus gustos y tus riesgos para vivir un erotismo placentero y más seguro. Valorar si vas a adquirir una Infección de Transmisión Sexual (ITS) o VIH, requiere que te preguntes cuáles son esos riesgos y por qué.

Recuerda que en AHF América Latina y que Caribe realizamos pruebas de detección de VIH gratis y tenemos condones sin costo para ti, y otros servicios de salud sexual. Acércate a nuestras oficinas en tu país o escríbenos por WhatsApp y resolveremos tus dudas.